sábado, 18 de enero de 2014

Adiós (parte 2)

Puedo ver que el dolor vive en tus ojos, sé cuanto te esfuerzas por ocultarlo. Te mereces tener mucho más. Nunca negaré todo lo que significaste en mi vida. No quiero quitarte de donde debes pertenecer.
Nunca me preguntas por qué. Mi corazón está oculto. Simplemente no puede continuar más con esta mentira, preferiría herirme a mi mismo antes que hacerte llorar. No queda nada que decir, mas que adiós. Mereces la oportunidad de una clase de amistad que yo no estoy segura de poder darte. Perderte es doloroso para mi, pero no queda nada que intentar.Aunque nos va a herir a las dos, no queda otro camino más que decir adiós.

No hay comentarios:

Publicar un comentario